plataforma

Sedesol condiciona apoyo económico a adultos mayores (INFOGRAFÍA)

El oportunista apoyo de Sedesol a los adultos mayores banner

 

J. Arturo García / @SoyArturito

(08 de agosto, 2013).- El pasado mes de julio la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) arrancó el Programa Pensión para Adultos Mayores. Su objetivo: “afiliar” a las personas mayores de 65 años sin compensación de algún seguro federal; sin embargo, en la Ciudad de México existe un referente de apoyo a los adultos mayores sin necesidad de “afiliación”.

El programa capitalino tiene sus orígenes en 2003, bajo la aprobación de una Ley por el Derecho a la Pensión Alimentaria para los Adultos Mayores de 60 años con residencia en la Ciudad de México, y con reformas en años posteriores. Esta ley otorga obliga al gobierno a otorgar un monto económico mensual a las personas dentro del rango de edad.

La iniciativa la realizó el entonces jefe de gobierno, Andrés Manuel López Obrador, quien aseguró un pequeño monto económico de 680 pesos mensuales para las persona al ingresar el proyecto en el Presupuesto de Egresos de la Ciudad de México. Hoy el monto es de 971 pesos.

En su arranque, el programa benefició a unos 280 mil adultos mayores y, para principios de año, había ya 480 mil beneficiados por la tarjeta de pensión, y con un registro de más de 100 adultos mayores provenientes de otros estados del país en busca del apoyo.

Por su parte, en esta primera campaña de la Sedesol dirigida por Rosario Robles, se pretende otorgar un apoyo a los adultos mayores que no cuenten con prestaciones del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) o de Petróleos Mexicanos (Pemex).

Según el Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (INEGI), en México existen poco menos de 7 millones de personas mayores de 65; estudios de empresas administradoras de fondos para el retiro (Afores) estiman que sólo 3 millones 620 mil personas cuentan con una pensión.

Para el Gobierno Federal, la cifra de pensionados es de 3 millones 100 mil derechohabientes y “se tiene como meta superar los cinco millones en la presente administración”; es decir, sólo asegurar a un millón 900 mil personas en los próximos cinco años o 380 mil por año.

Con esa “meta” –para el año 2018– sólo quedaría por pensionar un millón de personas, pero estudios poblacionales indican que para entonces la población de adultos mayores ascenderá a 10 millones de personas. Es decir que para cuando acabe el sexenio el número de personas de la tercera edad sin ningún tipo de protección social se habrá incrementado a cuatro millones.

Y la cifra continuará creciendo, pues para el año 2050 se estima que México tendrá 28 millones de adultos mayores.

Pensiones Sedesol Infografía

Comenta

wordpress